¿Cuál es la diferencia entre un tocadiscos y un giradiscos?

Algo que ciertamente has visto al leer (o ver) cualquier cosa sobre discos y el mundo del vinilo es el uso frecuente de las frases tocadiscos y giradiscos, pero sin mucha comprensión de las distinciones entre ellos.

Hay mucho que aclarar y entender sobre las diferencias entre un tocadiscos y un giradiscos, así como las ventajas y desventajas de cada uno, y eso es lo que trataremos en profundidad en este post.

¿Existe alguna diferencia entre un tocadiscos y un giradiscos?

Lenovo lanzó su Tablet M10 HD de 10″ en 2020. Es una de las dos opciones en las tabletas
Hay una diferencia significativa entre un tocadiscos y un giradiscos en términos de funcionalidad. Si bien ambos reproductores tienen ciertas características en común, como el uso de un brazo fonocaptor y la capacidad de reproducir discos de vinilo, las aplicaciones y los usos de cada reproductor son completamente diferentes.

¿Qué es y para qué se utiliza un tocadiscos?

Cuando se reduce a su forma más básica, un tocadiscos es un dispositivo que realiza la función simple de hacer girar un disco a una velocidad constante. Además, los tocadiscos tienen un brazo de lectura adjunto que contiene un cartucho fonográfico (conocido también como lápiz óptico o aguja) que se desplaza sobre la parte superior de la pequeña ranura grabada en el disco de vinilo y transmite la señal a través de un cable. Para que un tocadiscos funcione, debe hacer girar el disco mientras recibe la señal eléctrica.

Si tienes un poco de experiencia en este mundo, debes pensar que se parece mucho a un giradiscos. Aquí es donde muchas personas tropiezan. Un tocadiscos no tiene un amplificador ni altavoces incorporados. No está diseñado para mejorar y modificar las grabaciones de los vinilos, sino para reproducirlas en su volumen original. Aquí es donde entran en juego los preamplificadores de fondo, los receptores estéreo y los altavoces externos, que vienen incorporados en los giradiscos.

¿Qué es y para qué se utiliza un giradiscos?

Un tocadiscos y un giradiscos realizan la misma función, ambos giran y reproducen discos de vinilo. La principal diferencia entre ellos es que un giradiscos es un sistema completamente independiente, lo que significa que está equipados con un amplificador y altavoces. Cuando escucha el sonido de un disco en un giradiscos, no necesita ningún accesorio extra para escucharlo.

Los giradiscos están disponibles en una variedad de diseños y tamaños. Algunos de ustedes pueden estar al tanto de las enormes consolas de giradiscos que fueron populares hace 40 años. Los giradiscos todavía se usan hoy en día, pero en configuraciones algo modificadas. Hay giradiscos que se conectan a través de Bluetooth, giradiscos que son portátiles y elegantes centros de entretenimiento con altavoces incorporados que pueden reproducir discos, todo en un solo sistema.

Que debo comprar un tocadiscos o un giradiscos

Hay algunos pros y contras tanto para los tocadiscos como para los giradiscos. Si bien algunas personas pueden preferir un sistema sobre el otro, solamente conociendo los pros y los contras de cada uno puede realmente tomar la decisión de compra correcta. Siga leyendo para obtener más información sobre las ventajas y desventajas de un tocadiscos frente a un giradiscos.

Pro de los tocadiscos

  • Mejor calidad de sonido: No vale la pena comprar todos los tocadiscos, pero si buscas bien, hay algunos sistemas de tocadiscos de muy alta calidad que están diseñados para reproducir discos de vinilo con una gran calidad de sonido. Estos son los que vale la pena considerar.
  • Fácil de actualizar componentes: Si desea actualizar su sistema de audio a futuro, un tocadiscos es el equipo ideal que debe considerar comprar. Hay una variedad de componentes que se pueden actualizar. Un brazo de tono, un cartucho o una aguja son algunos elementos que se pueden comprar para lograr una diferencia perceptible en el sonido.
  • Completamente ajustable: Los tocadiscos a menudo vienen con una variedad de configuraciones, como velocidad de seguimiento, antipatinaje y pesos de equilibrio, que se pueden ajustar a su gusto. Esto por ejemplo te puede ayudar a equilibrar tu aguja para no dañar a tus discos.

Contras de los tocadiscos

  • Necesita mantenimiento: Si bien el mantenimiento del tocadiscos no suele realizarse con regularidad, deberá hacerlo como mínimo una vez cada cuatro meses. Si lo usa a diario, puede ser necesario una vez cada 2 meses. Los cartuchos necesitan ser reemplazados. También puede ser necesario engrasar la correa o motor para que el sistema funcione sin problemas.
  • Precio alto: Un tocadiscos no sería tu mejor opción si todo lo que quieres hacer es reproducir tus discos y no te importa la calidad del sonido de la música. Los periféricos como el preamplificador, el receptor estéreo y los parlantes que necesitará comprar solo para escuchar música tienen un precio considerable.
  • Necesita experiencia: Para reparar, mantener o reemplazar cualquier parte del tocadiscos, necesita experiencia. Algunas piezas solo se pueden extraer con herramientas específicas. Un novato, si decide comprar un tocadiscos, al menos debe ser asesorado por alguien con experiencia, por ejemplo un amigo que tenga un tocadiscos actualmente.

Pros de un giradiscos

  • Económico: muchos de los sistemas de giradiscos se pueden comprar por menos de 60 euros como en esta web.
  • Ocupa poco espacio: un giradiscos es particularmente portátil, ya que es un elemento todo en uno que es fácil de mover y transportar.
  • Características extras: La mayoría de los giradiscos de hoy en día ofrecen funciones adicionales, como reproductores de CD, altavoces Bluetooth, radios e incluso poder cargar tú teléfonos, además de sus funciones estándar.
  • Diseño: El diseño estándar de los giradiscos da una estética vintage única, que atraerá sin lugar a duda las miradas de tú visitantes en tu hogar.

Contras de un giradiscos

  • Peor Calidad De Sonido: En comparación con los tocadiscos, se sabe que los giradiscos generan un sonido de menor calidad debido al hecho de que ninguno de los componentes se puede reemplazar fácilmente, y el cartucho de fábrica y el lápiz óptico suelen ser de calidad inferior.
  • Dañar los discos: Se sabe que los discos de vinilo sufren daños innecesariamente por el uso del giradiscos a lo largo de sus vidas. Esto se debe a que estos dispositivos están calibrados con menos precisión que los tocadiscos tradicionales. Si atesoras tu colección de discos, ¡evita a toda costa usar un giradiscos!
  • No Permite Actualizaciones: No se recomienda comprar un giradiscos si eres alguien a quien le encanta actualizar progresivamente su configuración de sonido para sus vinilos. Debido a que todo está integrado, el marco está diseñado específicamente para los componentes que utiliza desde su fabricación. Actualizar cualquiera de estos componentes será una tarea muy difícil.

En un resumen rápido, un tocadiscos se compone de tres partes, un plato, un brazo y un cartucho. Pero para usarlo, necesita agregar más accesorios, como pueden ser los altavoces. Por otro lado, un giradiscos es un aparato completo que no necesita de más componentes, ya que cuenta con todos los accesorios necesarios, a diferencia del tocadiscos, preamplificador, amplificador, parlantes, entre otras cosas.

Deja un comentario